Testimonios de víctimas de sectas destructivas, daño psicológico, físico y económico


Red de Apoyo
¿Grupo Sectario?     .
Peligrosidad
Los Más Peligrosos     .
Persuasión Coercitiva       .
- Tipos de Técnicas
- "Negación del Yo"
Líder sectario
Adeptos
Trastornos Mentales      .
Delitos Sectarios
Nos Invaden
Virgen del Pozo
-     ENDI
Secta Polígama
Asoc. Gnóstica
Buenos Aires Yoga S.    .
Niños De Dios
Nueva Acropolis
Publicación
¿Quiénes Somos?    .
"Nuestra Labor"
Contáctenos














 


 

 


 

 

 

 

 

 

Problema Mayor con la Investigación
del Rancho Anhelando a Zión (YFZ)
en el condado de Schleicher, Texas

@ Red de Apoyo, Inc.
MS. Myrna García


Las autoridades bregan ahora con la renuencia de los niños a darles información sobre lo que ocurría en el establecimiento, construido por Warren Jeffs. La investigación ha sido un proceso largo, especialmente debido a las dificultades en conseguir información contundente de parte de los niños, debido a que están entrenados para no hablar con personas del mundo exterior y han recibido instrucciones de parte de sus padres de no dar información alguna, en especial antes de ser removidos de sus hogares les insistieron en que no dieran siquiera sus nombres.

''En culturas como ésa, se les enseña desde temprano que no seSchleicher Sheriff David Doran responde a preguntas con exactitud'', dijo el alguacil David Doran del condado de Schleicher, en Texas. “Y es muy posible que la niña se encuentre bajo la custodia del Servicio de Protección de Menores (CPS) de Estados Unidos. Todo eso se está estudiando”. Los documentos del caso dicen que varias adolescentes halladas en el recinto están embarazadas, que se sacó de allí a todos los niños, debido a que estaban en peligro de ''abuso sexual, emocional y físico''. Unas 139 mujeres se fueron del lugar por su propia cuenta. Las autoridades están tratando de determinar las identidades de muchos de los menores. Algunos de ellos no han podido o querido dar los nombres de sus padres biológicos y otros han identificado a varias mujeres como madres suyas.

El estado se ha encontrado con el problema de que muchos de los niños no tienen certificado de nacimiento, no saben la edad que tienen y en algunos casos los nombres de los niños han sido cambiados. No tienen certificados de nacimiento debido a dejaron de registrar a los niños, una vez las autoridades de Arizona comenzaron arrestar a hombres de la secta, utilizando los certificados como evidencia en los casos de abuso sexual con niñas de menores edad. Esa es una de las razones que explica porque algunos de los niños no saben su nombre ni conocen su propia edad. Estas personas tienen sus propias facilidades médicas, con cuartos preparados para que las madres puedan dar a luz a sus hijos. Ellos mismos toman las huellas digitales de los bebés al nacer. Por lo tanto, identificar a los niños ha sido un proceso sumamente difícil. Hasta el momento el estado ha podido tomar custodia de 18 niñas, de entre 6 y 17 años de edad, el resto siguen siendo entrevistados, en busca de evidencia de posible abuso.

El problema mayor encontrado a través de las investigaciones, para dar con el paradero de la niña que desde la secta tejana hizo las llamadas, es que son muchas las niñas menores que son madres y están embarazadas. Existen varias niñas adolescentes embarazadas con bebés y eso hace más difícil el identificar si una de ellas es la niña que hizo la llamada. Se encuentran con la dificultad de que las niñas son renuentes a hablar y se visualiza que tomará tiempo para poder concluir con las investigaciones, por causa de todos los problemas en conseguir evidencias e información exacta por parte de los niños.

Marleigh MeisnerMarleigh Meisner, representante de Servicios Sociales informó que un equipo de doctores, enfermeras, especialista en salud mental y trabajadores sociales se encuentran trabajando con los niños. Recientemente el distinguido psiquiatra Dr. Bruce Perry, experto en trauma infantil, ha sido contratado para proveer ayuda psiquiátrica a los niños.

Los oficiales dicen que las mujeres que permanecen con los niños menores de 4 años bajo la custodia temporal del estado, se encuentran en completa libertad para abandonar el lugar, pero los niños serán retenidos bajo la custodia temporal del Estado. Aún no se sabe si varios de los niños serán reubicados en hogares substitutos por tiempo ilimitado. La esperanza recae en confiar en que la Corte Suprema se mantenga consistente en cuanto a la conducta ilegal, adheriéndose al principio de que lo que es ilegal debe ser ilegal para todo el mundo, sin distinción alguna.

El acecho por las autoridades comenzó el 3 de abril, señalando que habían sufrido o estaban en peligro inminente de sufrir abuso físico y/o sexual. Inicialmente, los niños han sido reubicados en el Coliseo de San Angelo, Texas, 50 millas al norte de sus hogares. Una de las situaciones conflictivas que enfrentan las autoridades es el no haber podido localizar a la niña que hizo la llamada desde los predios de la secta tejana, denunciando maltratos y abuso sexual. Ella alegaba haber sido forzada a casarse, siendo una menor, con un hombre de casi 50 años de edad. El no haber localizado a la niña es lo que utilizan los abogados y los miembros de la secta para levantar dudas sobre la legalidad de la investigación. Muchos de los niños que fueron entrevistados no tenían la capacidad como para identificar tanto el nombre de sus padres biológicos como a sus madres, por las muchas madres esposas de sus padres. El contacto de las madres con sus hijos es prohibido, durante los días de entrevista, para evitar la intimidación o el control de las mismas. Muchos de los niños manifestaban no ser capaces siquiera de dar información sobre sus edades, fecha y lugar de nacimiento. Obviamente todo esto ya ha sido premeditado y planificado estratégicamente por los miembros de la secta; por su experiencia en el 1953 (suceso citado con el nombre de la estampida en "Short Creek", hoy día Hildale y Colorado City), cuando el governador de Arizona, Howard Pyle, ordenó el acecho de la secta, hacen más de 50 años atrás; y removió a 236 mujeres y niños, tomando su custodia el estado, por la práctica de poligamia con niñas menores dentro de la secta. Esto fue un vehículo de enseñanza y preparación para la secta, en caso de una posible futura intervención del Estado; que es lo que ha sucedido en abril del 2008. En el 1953, los niños fueron reubicados junto a sus madres en hogares de protección por 2 años y medio, el estado envió 31 hombres a cumplir sentencia en prisión. Pero mientras tanto las mujeres y el resto de los adeptos levantaron una campaña de repudio al acecho del gobierno al arrebatar a los niños de sus madres, por el trauma que tal experiencia les ocasionaba; alegando que ellos no molestaban a nadie, amparándose en la libertad de creencias que les da el derecho para continuar con sus prácticas y que lo que pedían era que les dejaran vivir su vida a su manera. Al cumplir sus sentencias los 31 hombres, las mujeres y los niños que estaban en hogares de protección regresaron a la secta. En aquél tiempo, la campaña creada por los adeptos fue muy efectiva, costándole al governador su re-elección.

Al no procesar a estas personas de crimen mayor y al devolver los niños a sus hogares es el problema de mayor preocupación con el proceder del gobierno, ya que esto tan solo sirve para acrecentar en ellos el aislamiento y refuerza en ellos la solidaridad y fidelidad al grupo. Según la indoctrinación de ellos, el estado y el mundo exterior están contaminados y quieren tan solo la destrucción de ellos, los elegidos.

El ser encarcelados los convierte en mártires, según Kathryn Daynes, maestro de historia en Brigham Young University, universidad del Estado de Utah. Daynes es un estudioso de la poligamia de los mormones del siglo IXX. Según el profesor, quizás algunos dejen la secta; pero todos los que se queden se afincarán a sus comunidades y mantendrán silencio extricto acerca de sus prácticas y problemas. Para los adeptos el acecho por parte de las autoridades son muestras del imperialismo cultural. La invasión reafirma en ellos sus convicciones.

Dr. Bruce Perry

Según el psiquiatra asignado para evaluar a los niños, Dr. Bruce Perry, su reto mayor será trabajar con niñas indoctrinadas que han aprendido que su propósito es convertirse en propiedad sexual de su futuro marido, en que los no miembros a la secta están endemoniados y en que estos niños han vivido completamente aislados del mundo exterior y se les indoctrinan para que no sean independientes ni capaces de tener criterio propio.

Una vista del estatus del paradero de los niños fue pautada para el Jueves, 17 de abril de 2008. La investigadora del estado, Angie Voss, mandada al rancho inicialmente testificó ante la jueza Barbara Walther que cuando llegó al rancho los hombres de YFZ le dijeron que no conocían a nadie con el nombre de Sarah; cuando la realidad es que existen muchas niñas rescatadas que con el nombre de Sarah. Luego, las mujeres de la secta también estuvieron negando conocer alguna Sarah.

Angie VossPara el 17 de abril, de los 419 niños rescatados, por lo menos 10 niñas confirmaron haber sido abusadas. También se ha confirmado el que muchas niñas se convirtieron en madres a la edad temprana de 13 y 14 años de edad y que muchas han estado casadas con hombres mucho mayores.

La jueza Barbara Walther dio lugar a la petición de los abogados del estado pidiendo que se efectuaran pruebas de DNA para poder identificar a los padres de los niños bajo custodia, en adición a una completa evaluación psiquiátrica. Los abogados de la secta levantaron muchas objeciones y protestas, pero recibieron una negativa hacia cada una de ellas.

 

Secta Polígama
Noticia ENDI - 5/4/08
Denuncia
Bebés Maltratados
Doctrina
Fundacion
Policia - Excusas
Resolución Judicial
Investigacion Policiaca
Cómplice de Violación
Warren Jeffs












































Last changed: 01/21/12