Google

Red de Apoyo
¿Grupo Sectario?     .
-  ¿Secta o Religión?
Peligrosidad
Los Más Peligrosos     .
Persuasión Coercitiva       .
- Tipos de Técnicas
- "Negación del Yo"
Líder sectario
Adeptos
Trastornos Mentales      .
Delitos Sectarios
Nos Invaden
Virgen del Pozo
-     ENDI
Los Moonies
Secta Polígama
Asoc. Gnóstica
Sistema Isha
Buenos Aires Yoga S.    .
Publicación
¿Quiénes Somos?    .
"Nuestra Labor"
Contáctenos

 
































































 
RED DE APOYO, INC.
Para Víctimas de Sectas Destructivas
PO Box 24 Hampton
NJ 08827 USA
Tel. +1 (908) 379-8081



Red de Apoyo, Inc. ha sido reconocida y  premiada por la “Great Non Profit” por ser una de las mejores organizaciones, sin fines de lucro estadounidenses que, a nivel internacional, ofrece servicios de salud mental para las víctimas de sectas destructivas.

El trabajo del Programa de Asistencia y Consejería Para Víctimas de Sectas, dentro de la Corporación de Red de Apoyo está protegido por el “Acta de Protección Para Voluntarios”, firmada en el 1997, y por las “Leyes del Buen Samaritano”, del gobierno de los Estados Unidos (Volunteer Protection Acts and Good Samaritan Laws, Public Law 105–19—JUNE 18, 1997
 http://www.gpo.gov/fdsys/pkg/PLAW-105publ19/pdf/PLAW-105publ19.pdf).

  Top Rated Non-Profit Award

Actuando de buena fe, dentro del ámbito de la misión oficial de Red de Apoyo, reconocida legalmente como organización caritativa y educativa, que está autorizada legalmente para promover la prevención y promoción de la salud psicofisiológica de las personas de todas las comunidades, centrándose en el la población hispano hablante dentro de Estados Unidos y a nivel internacional, educa a las personas sobre las enfermedades, trastornos y todos los factores de riesgo relacionados a la salud, como consecuencia de la exposición  a ambientes hostiles dentro de organizaciones que utilizan las técnicas de persuasión coercitiva para controlar la voluntad de las personas. Según lo dispuesto bajo el Título 15A de las Leyes del Estado de New Jersey, la Red de Apoyo, Inc. está certificada como Corporación Sin Fines de Lucro bajo la sección 1136 de la Ley de Reforma Fiscal de 1986 (https://www.govtrack.us/congress/bills/99/hr3838/text), y tiene autoridad para ofrecer sus servicios dentro del ámbito de su misión, que es el de prevenir y educar a toda persona que solicite orientación y consejería acerca de los riesgos y peligros relacionados con los grupos que maltratan a sus miembros a través de técnicas de persuasión y coerción.

La misión de Red de Apoyo Inc posee un alcance de carácter social, según la Reformulación (Segunda) de Fideicomisos, (§§ 368, 372 (1959); 4A Austin W. Scott y William F. Fratcher;  y la Ley de Fideicomisos §§ 368, 372 (4ª ed., 1989)http://www.irs.gov/pub/irs-drop/rr-98-15.pdf) por sus mensajes de prevención y promoción de la salud a beneficiarios, de incalculable alcance, al beneficiar conjuntamente a comunidades internacionales.

La Red de Apoyo es una corporación Sin Fines de Lucro, por lo que no posee práctica privada, ni cobra por sus servicios. 

La misión de la Red de Apoyo es ayudar, a través de la consejería, de la orientación y educación científica, psicológica y social a los destresados y traumatizados por los maltratos recibidos como consecuencia de las técnicas de persuasión coercitiva ejercidas para coaccionarles su voluntad. Su servicio es genuinamente caritativo, según el término de caridad aceptado dentro del sentido jurídico utilizado en el IRC 501 (c) (3), el cual lo interpreta como alivio para los pobres y destresados o desaventajados, en beneficio de la promoción del bienestar social. Este concepto fue desarrollado en el derecho común, en Fideicomisos, (dentro de la sección 368, 3ª ed. 1967; http://www.irs.gov/irm/part7/irm_07-025-003.html), lo cual ofrece un análisis exhaustivo de la interpretación jurídica generalmente aceptada con el término de "caridad". El servicio aplica la ley general de la caridad, que sostiene que una actividad caritativa lo es si todos los miembros de la comunidad son elegibles para los beneficios directos, por las organizaciones diseñadas para llevar a cabo cualquiera de los fines mencionados, o para la eliminación de los prejuicios y la discriminación; la defensa de los derechos civiles garantizados por la ley humana o la lucha contra el deterioro de las comunidades (https://www.law.cornell.edu/cfr/text/26/1.501(c)(3)-1).


El servicio que ofrece Red de Apoyo es también educativo, según el Reg. 1.501 (c) (3) -1 (d) (3) (i) bajo la sección sección 501 (c) (3) del Código de Rentas Internas, que dispone que el término "educativo" incluye la instrucción del público sobre temas útiles para el individuo y beneficiosos para la comunidad. Bajo el código del Servicio de Rentas Internas, Rev. Rul. 66-147, 1966-1 C. B. 137, la Red de Apoyo es reconocida como una organización dedicada a la investigación de literatura científica y médica, que abstrae, promociona y publica de forma gratuita material científico y educativo para orientar a los afectados por grupos dictatoriales o coercitivos. También según la clasificación Rev. Rul. 65-60, 1965 a 1 231 C. B. la Red de Apoyo es reconocida y autorizada como organización que puede investigar y difundir conocimientos dentro del campo de las ciencias sociales, con fines educativos y científicos. 


La educación y asesoramiento del público dentro del ámbito de la misión que ofrece Red de Apoyo pueden ser ejercidas fuera de las aulas, bajo la ley estadounidense. Los reglamentos proporcionan ejemplos incluyen: discusiones públicas, foros, paneles, conferencias, radio, publicaciones por Internet, entre otros. Reg. 1.501 (c) (3) -1 (d) (3) (ii). 


La Red de Apoyo Inc ofrece sus servicios educativos también a través de sus programas de radio, difunde su material educativo sin patrocinio comercial, según la Rev. Rul. 66-220, 1966-2 C. B. 209. Según el Reg. 1.501 (c) (3) -1 (d) (3) (ii), esta educación y asesoramiento u orientación dentro del ámbito de su misión, puede ser ejercidas en discusiones públicas, foros, paneles, conferencias y a través del Internet.
 


La terapia ofrecida por la Red de Apoyo es principalmente la Reestructuración Cognitiva y Cognoscitivo Conductual. Parte solo de la ignorancia asegurar que la primera y esencial opción de tratamiento es la farmacoterapia para tratar a las víctimas de maltrato sufrido dentro de grupos sectarios destructivos, pues estas víctimas requieren del trabajo especializado de profesionales de la salud mental expertos y especializados en grupos sectarios destructivos. Actualmente no existe institución universitaria alguna que especialice a profesionales de la Salud Mental en esta área. La Red de Apoyo se ha destacado exitosamente atendiendo a miles de víctimas sometidas al maltrato producido por agrupaciones que utilizan las técnicas de persuasión por medio de doctrinas y técnicas coercitivas, cuyo objetivo es coaccionar la voluntad de las personas.


Según la enciclopedia jurídica, la coerción consiste esencialmente en la presión que por diversos motivos se ejercita sobre el libre albedrío. La coerción impulsa a obrar en determinado sentido, y es siempre por lo tanto de orden interno psicológico. Puesto que incide sobre la conciencia o sobre la razón. (Enciclopedia Jurídica, 2014:
http://www.enciclopedia-juridica.biz14.com/d/coerci%C3%B3n/coerci%C3%B3n.htm). Está científicamente comprobado que el rechazo social duele y no es nada distinto al de un brazo roto  (Ethan Kross (2011)  Social rejection shares somatosensory representations with physical pain. Proceedings of the National Academy of Sciences of the United States of America, Vol. 108 No. 15, pags. 6270–6275 http://www.pnas.org/content/108/15/6270 ; Kirsten Weir (2012). The pain of social rejection: As far as the brain is concerned, a broken heart may not be so different from a broken arm. April 2012, Vol 43, No. 4, page 50:  http://www.apa.org/monitor/2012/04/rejection.aspx). Una persona que es sometida con un cuchillo, obedece por causa de la coacción que le produce el miedo a experimentar profundo dolor y a perder su vida. Por miedo al dolor obedece al pié de la letra a su agresor, para evitar el dolor que le causará una cortadura por el cuchillo. Varios científicos reconfirmaron a través de un estudio entre los departamentos de Psiquiatría y Psicología de las universidades de Michigan, Nueva York y Colorado que el dolor causado por el rechazo social y el sentimiento de derrota social atraviesa las mismas vías de señalización que el dolor físico. Otro estudio estudio realizado entre las universidades de Kentucky, Toronto, Florida y  Los Angeles en California, también reconfirmó que el rechazo social causa el mismo dolor que el de cualquier dolor físico profundo, al punto de inclusive poder ser aliviado con las mismas pastillas que tomamos a veces para aliviar el dolor físico, con pastillas de Acetaminophen. (DeWall, et. al. (2010) “Acetaminophen Reduces Social Pain: Behavioral and Neural Evidence” Association For Psychological Science, 21(7) 931–937). 

Las víctimas de sectas destructivas suelen ser obligadas a obedecer, so pena del fuerte dolor ocasionado por el rechazo social y se les aterroriza haciéndoles creer que perderán sus vidas y serán culpables de que sus familiares también pierdan sus vidas cometiendo errores, o en el caso de las sectas religiosas destructivas, les aterrorizan con la muerte y tortura eterna en el Infierno, si no se sujetan, obedeciendo al pié de la letra las directrices de su líder autoritario.

Es inconsistente con la realidad que nos demuestra la educación y el conocimiento científico, asegurar que las víctimas de sectas destructivas sometidas a la pobreza (bajo el engaño de que es necesario ofrecer sus bienes económicos y laborales a la agrupación sectaria para ascender espiritualmente mientras rescatan a los del mundo de la condenación o del fracaso si no son educados y adiestrados dentro de su especial grupo) no sufren un estrés crónico, cuando la pobreza ha sido reconocida científicamente como un indicador del estrés crónico (Gary W. Evans and Pilyoung Kim (2012) Exposure Childhood Poverty and Young Adults' Allostatic Load: The Mediating Role of Childhood Cumulative Risk Revista Association for Psychological Sciences. 2012 Sep 1; 23 (9): 979-83). Este estudio fue realizado entre las universidades de Denver y Cornell, publicado por el Instituto Nacional de la Salud de Estados Unidos. Esto ha sido confirmado también por otros estudios científicos (Schulz, et al. (2012) Associations Between Socioeconomic Status and Allostatic Load: Effects of Neighborhood Poverty and Tests of Mediating Pathways. American Journal of Public Health. 2012 Sep; 102 (9): pags. 1706-14.; Evans, G. W., Kim, P. K., Ting, A. H., lesser, H. B., & Shanis, D. (2007). Cumulative risk, maternal responsiveness, and allostatic load among young adolescents. Developmental Psychology, 43, 341-351.; Wadsworth, M. E., & Berger, L. E. (2006). Adolescent coping with poverty-related family stress: Prospective predictors of coping and psychological symptoms. Journal of Iboth and Adolescence, 35,57-70.) que explican que los contaminantes que se presentan en las poblaciones por debajo de los niveles de pobreza, provocan un aumento en la carga alostática por causa del caos, los gritos, ruidos del vecindario, dolencias en la casa, dolencias en las familias y en los vecindarios. Estos contaminantes incrementaban su capacidad tóxica con ayuda de la fuerte música orquestal, gritos, aplausos, el éxtasis de los ritos religiosos y sobre todo por la amenaza de regaños humillantes ante un público compuesto por miembros de una agrupación de conocidos que fanáticamente justifican el repudio y la condena social.

La ciencia y la medicina actual confirman que las condiciones de pobreza provocan un aumento en la carga alostática del cuerpo de quien la experimenta, y sobre todo los niños y adolescentes son los más vulnerables, provocando que sus cuerpos tengan que invertir más energía  en  tratar de sobrevivir dentro de su medio ambiente.  La Institución del Cuidado de la Salud Mental en Londres, inclusive tiene publicado en su página que la pobreza es considerada un promotor de la psicosis (http://www.mentalhealthcare.org.uk/what_causes_psychosis), basándose en estudios científicos actualmente realizados (2013) What causes psychosis? Mental Health Care of the Institute of Psychiatry, Psychology & Neuroscience, part of King's College London y South London and Maudsley, NHS Foundation Trust.)

La Terapia Cognitivo Conductual que ofrece la Red de Apoyo es una intervención interactiva, enfocada en el problema o conflicto traumático que sufren las víctimas de sectas destructivas. La ayuda terapéutica que ofrecemos está centrada en alcanzar el objetivo de sanar los síntomas difíciles que pueden causar los traumas que sufren las víctimas de maltrato y/o de abuso sexual que han entrado en grupos sectarios destructivos.
 

Hemos atendido a miles víctimas de grupos coercitivos, a partir de nuestra fundación de Red de Apoyo, desde el 2007. Se evalúa con la persona afectada el evento traumatizante, para identificar limitaciones y los obstáculos que evitaron, inhibieron o incapacitaron que el afectado escapase de la situación o tomase alguna acción preventiva. De esta manera comienza a manejarse el sentimiento de culpa e inseguridad que atormenta a la persona afectada. Identificamos destrezas, actitudes, debilidades, necesidades, ilusiones y aspiraciones personales para ayudarle a desarrollar una mejor comprensión sobre sí misma, eliminar la incriminación injustificada y se le ayuda a alcanzar a reconocer con objetividad la incapacidad real que experimentó y no le dejó escapar de la trágica experiencia. Una vez se identifican todos estos datos, se comienza a trabajar con el desarrollo de destrezas para manejar y superar las limitaciones y miedos que pueden dominar, refrenar a la persona y no le deja emitir una respuesta adecuada y adaptativa de lucha y huida. A partir de entonces se trabaja con las debilidades de la persona afectada, en desarrollar destrezas y respuestas conductuales positivas que le ayuden a mejorar su estima, centrándonos en desarrollar actitudes positivas y destrezas funcionales que la ayudarán a enfrentar sus miedos, conflictos y futuros retos ante la vida.

Objetivos de Ayuda
El objetivo final es recuperar y fortalecer las destrezas sociales dirigidas a alcanzar mayor confianza, estima, apoyo social y también el éxito en alcanzar aspiraciones personales, en estimular una actitud proactiva, mayor seguridad, confianza en sí mismo y mayor control sobre sus actitudes y reacciones, mientras se consideran nuevas alternativas de prevención.

Debido a que en las sectas destructivas son entrenadas las personas predisponiéndolas en contra de los que no son afines con sus ideas, por el intenso proselitismo en favor de la empresa de su agrupación, los que salen de estas agrupaciones, necesitan siempre terapia y ayuda externa para reestructurar, reevaluar y reconsiderar la manera en que interpretan su mundo y a los demás, porque es como único pueden recuperarse verdaderamente. Tienen que reconsiderar y analizar si lo que han creído es realmente justo y correcto, reconsiderando todo tipo de posibilidades. Por tal motivo, se integra la técnica de la reestructuración cognitiva[1], cuyo objetivo es identificar, analizar, y modificar las interpretaciones o pensamientos erróneos experimentados en determinadas situaciones u opiniones e interpretaciones sobre cómo realmente son sus seres queridos y otras personas, lo que piensan de ellas y también como esas personas piensan y sienten hacia ellos. Según la interpretación es la reacción y comportamiento. En caso de trauma, cuando la persona identifica pensamientos intrusivos de miedo y angustia, y los trae a la consciencia, dentro de un ambiente seguro, de protección e inofensivo son reevaluados sin temor a experimentar castigo, con la libertad de opinar y concluir que es falaz lo que fue forzado a creer que era verdad y correcto.  El propósito es eliminar los pensamientos no adaptativos o inadecuados, al estar consciente de las ideas irracionales. No es posible corregir pensamientos no adaptativos si estos no pueden identificarse primero.

Varios estudios científicos han demostrado que la reducción de intrusión de pensamientos negativos, reduce y minimiza las sensaciones de malestar y se da un aumento en la capacidad de la memoria de trabajo, porque el estado emocional genera liberación de neurotransmisores, que dependerán de la estabilidad emocional de la persona. Es necesario la buena estabilidad emocional para poder mantener una óptima capacidad que le permita a la persona analizar bien y resolver correctamente los problemas.

La técnica de reestructuración cognitiva permite identificar y cuestionar los pensamientos no adaptativos, de modo que queden sustituidos por otros más apropiados y se reduce o elimina la perturbación emocional y/o conductual que causa el trauma. No es una técnica en donde se le dice al afectado lo que tiene que creer o pensar, sino que se le motiva para que analice la validez de sus creencias, para que se cuestione si son o no correctas y funcionales. En vez de decirle a la persona afectada cuáles son los pensamientos alternativos válidos, se le formula a la persona una serie de preguntas para que las evalúe, someta a prueba y lleguen a una conclusión sobre su validez o utilidad.

Los afectados por eventos altamente traumáticos, se dejan llevar por una perspectiva irrealista centrada en el miedo a que le vuelva a ocurrir y en la angustia que le genera la indefensión por causa del terror a sufrir nuevamente la misma experiencia. El terror que sufren los afectados por sectas destructivas es inconsciente y no es tan solo hacia el líder sectario y el poder que tenga para controlar el mundo real o místico, el terror que sienten es también hacia la agrupación de miembros que le condena y maltrata emocionalmente cuando no obedece, pero protege y acepta si obedece.

Nuestra ayuda está dirigida a que la persona lo analice todo desde un punto de vista más objetivo y realista. Tratamos de que la persona recupere una percepción clara sobre su sentir y pensar, para que por sí misma pueda identificar creencias irracionales o erradas, y así pueda alcanzar una mayor consonancia o congruencia entre sus intenciones, deseos, necesidades y comportamiento.

Es importante que el afectado mejore sus destrezas de comunicación y adaptación. Cuando una persona redacta y expresa lo que siente y sintió en cada momento, no tan solo aprende a conocerse mejor a sí mismo, sino que al expresar el análisis que va haciendo de sus experiencias, puede dejarse entender y comprender mejor. De esta manera la familia y las amistades pueden ofrecerle mejor apoyo, además de que la persona va pudiendo manejar mejor sus sentimientos y emociones. Por ello es que es tan necesario identificar con claridad lo que emocionalmente necesita el afectado, para poder alcanzar la satisfacción sus necesidades psicológicas, pero en una forma socialmente adaptativa. Se le orienta para que pueda establecer sus propios planes de acción en búsqueda de alcanzar la satisfacción de sus objetivos, necesidades emocionales, psicológicas y sociales. Se le ayuda también a comprender cómo la experiencia anterior traumática está afectando su interacción social actual; lo cual facilita la clara identificación de alternativas de acción y respuesta para mejorar su interacción y adaptación social, y por lo tanto, un mayor control sobre sí mismo para mejorar su respuesta adaptativa. La persona aprende a identificar sus necesidades y establece sus propias metas personales y sociales.

Recomendamos con frecuencia a los afectados envolverse en actividades positivas diarias de relajamiento y entretenimiento, para mantener el buen ánimo. El buen ánimo se forja con una buena rutina de ejercicios, entretenimiento y envolviéndose en varias actividades agradables, debido a que naturalmente aumentan los niveles de serotonina, oxitocina y opioides, regulándose saludablemente el metabolismo. En el cuerpo libera estas hormonas cuando la persona se envuelve en actividades positivas y relajantes. Estas substancias bioquímicas son generadas naturalmente en el cerebro y responden a estímulos específicos percibidos del medio ambiente. Los estímulos sensoriales son convertidos en señales neurológicas enviadas al sistema nervioso central, nuestro cerebro interpreta y codifica la experiencia vivida en la memoria. La memoria consiste de imágenes reproducidas por conexiones neuronales que reproducen su recuerdo al activarse. El recuerdo consiste de estímulos relacionados que generarán la liberación de distintos neurotransmisores, entre los que se encuentran opioides, neuropéptidos, la serotonina, dopamina, noradrenalina y otros. Cuando recordamos poniendo atención a la experiencia vuelven a liberarse los mismos neurotransmisores y hormonas con los que se codificó la experiencia.  Si la experiencia es positiva el cerebro liberará más endorfinas, opioides, oxitocina, serotonina y el resto de hormonas que nos hacen sentir felices; pero si es negativa la experiencia, nuestro sistema endocrino liberará glutamato, CGRP y la substancia P recapturada por la citoquina NK-1R y de acuerdo a cuánta sea la liberación de la substancia P y la capacidad de los opioides liberados por las interneuronas que activan la serotonina y la adrenalina, será la intensidad del dolor que se sentirá. Si se logra provocar que la persona conecte recuerdos que activan conexiones agradables o neutrales (que liberan opioides, serotonina y el resto de las hormonas que generan la sensación de tranquilidad y alivio) las conexiones que activan las sensaciones dolorosas comenzarán a ser bloqueadas o inhibidas y la persona comienza a sentir alivio, al inhibirse la reactivación de las vías que codificaron el trauma. Esto es posible debido a que el cerebro posee la capacidad de redirigir y reorganizar la ruta de señalización que conectan y activan distantes neuronas que representan las imágenes que nos permiten recordar alguna experiencia. Esta capacidad es llamada la plasticidad neuronal. Lo explicado neurológicamente explica cuáles son las bases científicas del éxito de la ayuda la reestructuración cognitiva acompañada de la terapia cognitivo conductual. Esto es así, especialmente porque las funciones de las zonas neuronales responsables de las emociones, del análisis, de la toma de decisiones y asociativas de percepción, que definen la cognición, la emoción y la motivación están neurológicamente entrelazadas. Según la interpretación de las ideas, experiencias, creencias, respuestas correctas, comprensión e identificación del estímulo peligroso para poder protegerse la persona y evitarlo, será la respuesta que dará al recordarlas; y es que según como recordemos la experiencia, serán las sensaciones emocionales que sentiremos (Pessoa, 2008, 2009; Miller, 2010).

Más allá de lo expuesto, un estudio realizado entre los departamentos de Radiología y Psicología de la Universidad de Quebec en Cánada, el Centro de Neurología y el Instituto de Geriatría de Canada, confirmó y concluyó que las creencias y expectativas que tengamos van modulando la actividad neurofisiológica y los neuroquímicos en las regiones corticales de percepción sensorial, de coordinación motora, nociceptoras, y demás estructuras responsables del procesamiento de las emociones (Mario Beauregarda (2007). Mind does really matter: Evidence from neuroimaging studies of emotional self-regulation, psychotherapy, and placebo effect. Progress in Neurobiology, Volume 81, Issue 4, March 2007, Pages 218–236). Este y otros estudios científicos explican el porqué de la eficacia de la Terapia Cognoscitivo Conductual para especialmente tratar el Estrés Post Traumático. Por dichas razones seguimos el enfoque mundialmente considerado como tratamiento de primera mano cuando se atienden a las personas traumatizadas por eventos hostiles y/o maltratos.

  1. Paquettea V., et al. (2003) Change the mind and you change the brain: effects of cognitive-behavioral therapy on the neural correlates of spider phobia. NeuroImage, Volume 18, Issue 2, February 2003, Pages 401–409
  2. Straube T., Glauer M., Dilger S., Mentzel H., Miltner W., et al. (2006) Effects of cognitive-behavioral therapy on brain activation in specific phobia. Neuroimage. 2006 January 1; 29 (1): pags 125–135. 
  3. Frewena P., Dozoisa D., Laniusb R., Neuroimaging studies of psychological interventions for mood and anxiety disorders: Empirical and methodological review. Clinical Psychology Review, Volume 28, Issue 2, February 2008, Pages 228–246
  4. Pessoa L, (2008) On the relationship between emotion and cognition. Nat Rev Neurosci. 2008 Feb; 9 (2): pags. 148-58.
  5. Pessoa L., Engelmann J. B. (2010). Embedding reward signals into perception and cognition. Front. Neurosci. 4: 17 
  6. Miller G. A. (2010). Mistreating psychology in the decades of the brainPerspect. Psychol. Sci. 5, 716–743

Se reconoce que las agresiones y los eventos catastróficos son altos generadores de estrés, por eso es que se reconoce al estrés crónico y agudo como ‘estrés oxidativo’; y por eso, alrededor de este concepto se ha desarrollado  la nueva rama científica que estudia la epigenética[2], porque el estrés oxidativo provoca un desiquilibrio metabólico tóxico que va cambiando la química, plasticidad y la arquitectura neuroquímica del cerebro. Cambia su estructura y arquitectura en regiones que son esenciales para el análisis, el aprendizaje y hasta en la memoria (Simposio XXXII del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas, 2009 http://www.conicet.gov.ar/; Neurociencias, 2009 http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/11438352).

Por tal razón, el trauma que se experimenta ante una agresión grave afecta la salud; y por tal razón, es altamente importante que los afectados reciban ayuda especializada para poder alcanzar total recuperación.

Las recomendaciones se ajustan individualmente, según la personalidad y experiencia que tengan los afectados. Se recomienda también comer ciertos alimentos altos en serotonina, realizar actividades diarias de distracción placenteras como ver películas graciosas, reencontrarse con buenas amistades, tratar de reír, pasarla y sobre todo establecer una rutina de ejercicios aeróbicos regulados, si posible diariamente, como caminar una milla, hacer deportes, correr, etc.  Recomendamos reencontrarse con buenas amistades y participar de clubes sociales. Es importante también que los seres queridos y/o familiares más allegados reciban orientación para que puedan y sepan cómo ayudar al afectado.

Por otro lado, el Trastorno de Animo Depresivo está relacionado con la baja autoestima, es la persona que piensa que tiene tantos defectos, es débil, todo lo que hace le sale mal y por eso no es digna de amor[3]. El trastorno depresivo es distinto al de estrés postraumático, pero pueden darse o no a la vez, pero no son lo mismo (Centro Nacional del Estrés Post Traumático del Departamento de Veteranos de los Estados Unidos)[4]. Y cuando se presentan a la par, el Trastorno de Estrés Post Traumático se da primero y el de Animo Depresivo surge después. Una persona con el Trastorno de Estrés Pos-Traumático que se enfrenta a un estímulo que le hace recordar un evento traumatizante, entra en pánico como si estuviese reviviendo en ese momento la experiencia traumatizante. Sin embargo, en la medida en que pasa el tiempo, la persona va recuperando cierto control y con consejería y ayuda, se anima para que el individuo cuestione su respuesta ante el estímulo amenazante, trayéndolo a la conciencia para encontrar vías funcionales de respuesta conductual adaptativa que garanticen una mayor protección y eviten la exposición a experimentar una situación traumática similar. El objetivo principal es que el afectado desarrolle patrones de respuesta de protección (de lucha o huida) más convenientes y saludables.

<img alt=

La anterior captura de pantalla ofrece una explicación que resume de todo lo explicado anteriormente acerca del tratamiento más adecuado para atender a las personas traumatizadas por eventos impresionantes, tragedias o maltratos, que desarrollan como consecuencia el Trastorno de Estrés Post Traumático. Esta explicación es la ofrecida por el Instituto Nacional de la Salud, de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, que publica un estudio compartido por la Revista de Medicina McGuill.

Es de conocimiento común para todos los profesionales de la salud mental, sobre todo para los especialistas en sectarismo destructivo, el hecho de que víctimas de sectas destructivas quedan aisladas del mundo, aún así sigan siendo parte integrante de la sociedad exterior. No se necesita recluir a una persona en comuna para quedar aislada. Viviendo dentro de una ciudad puede vivirse completamente aislado, porque el aislamiento puede darse como consecuencia de un estado psicológico, puede darse como consecuencia de las exigencias ambientales que dominan la capacidad de interacción de la persona y de una condición mental condicionada adquirida que domina la voluntad de la persona y su comportamiento. Otro trastorno comórbido que suelen tener a la par las personas diagnosticadas con Estrés Post Traumático es el Trastorno de la Personalidad por Evitación (TPE)[5][6][7], o trastorno de la personalidad ansiosa. Es mucho más común en las personas que han entrado en organizaciones cerradas que utilizan técnicas de persuasión coercitiva para manipular la voluntad de las personas. Esto se debe a que el trauma que desarrollan está directamente relacionado con la presión grupal. El Trastorno de Personalidad Por Evitación es un trastorno de la personalidad, reconocido en el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM), cuya principal característica es un patrón generalizado de inhibición social; sentimientos de inadecuación; hipersensibilidad a la evaluación negativa, rechazo o desaprobación; y evitación de la interacción social, y se da en diversos contextos[8].  No hay que aislar en comuna a persona, porque ella misma permanecerá aislada aunque aparente ser un ciudadano común dentro de cualquier comunidad; esto se da así, debido a que se consideran socialmente ineptos, con escaso atractivo personal o como en el caso de las víctimas maltratadas dentro de sectas destructivas, son personas que evitan la interacción social por temor a ser ridiculizados, humillados o rechazados, o simplemente desagradar. Es una condición mental provocada por los traumas infligidos dentro del grupo social al cual pertenece, la comunidad de feligreses de una organización que coacciona la voluntad de sus miembros con fuertes castigos. Es por dicha razón que los sujetos con Trastorno de la Personalidad por Evitación suelen acabar muy ligados y dependiendo de las personas de que tienen más cerca[9]. Es sujeción y dependencia lo que se les exige a las víctimas de sectas destructivas.

Recomendamos la terapia familiar para superar este trastorno, porque necesitan ayuda y apoyo para poder recuperar la confianza propia, su estima y seguridad. La familia puede ser vehículo de protección por el apoyo que pueden proporcionar. Parte del proceso terapéutico de la Terapia Cognoscitiva Conductual consiste en poner a prueba los miedos y creencias del afectado sobre su baja estima, con experimentos de ejecución a través de asignaciones, tales como el de comprometerse todas las mañanas al reto de conseguir que por lo menos alguna persona con la que interactúe durante el día sonría o se ría. También se anima a que las personas que están participando en la Terapia Cognitivo Conductual a controlar y anotar sus "pensamientos automáticos", con el objetivo de identificar instrucciones que aún después de haber salido de la organización religiosa las estén inconscientemente manejando. Así se identifican los patrones de pensamiento o creencias inducidas que les incitan a responder en forma automática. Hay que identificar esas creencias irracionales y disfuncionales aprendidas porque son las generadoras  de los pensamientos negativos, disfuncionales o autodestructivos que provocan los sentimientos negativos que causan la depresión y baja estima. También se identifican hábitos o reflejos condicionados para responder agresivamente ante estímulos específicos, además de las conductas autodestructivas y las respuestas automáticas conflictivas que provocan desadaptación en la vida social.

La Terapia Cognoscitiva Conductual es considerada por las instituciones más respetadas y reconocidas a nivel mundial, como la primera opción para tratar el Estrés Post Traumático, y es lo que ha estado ofreciendo siempre la Red de Apoyo. Así lo reconoce:

  1. El Departamento de Asuntos del Veteranos de los Estados Unidos “Research shows it is the most effective type of counseling for PTSD.” (http://www.ptsd.va.gov/public/treatment/therapy-med/treatment-ptsd.asp) 
  2. Instituto Nacional del Departamento de Salud y Servicios Humanos (US National Library of Medicine National Institutes of Health. Es la organización más grande del mundo especializada en estudios médico científicos sobre las enfermedades mentales: (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3083990/)







  3. En otra página publica que tanto la TCC (Terapia Cognitiva Conductual, en inglés ‘CBT’) como la Técnica de Restructuración Cognitiva reducen el Estrés Post Traumático y la depresión que acompaña en forma comórbida este trastorno. Inglés: “CBT and Cognitive Restructuring, both treatments reduced PTSD and depression. Social functioning improved in those who complete the treatment.” ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/16287395"
  4. La Asociación Americana de Psicólogos tiene publicado en su página official que a través de décadas de investigación, la terapia cognitive conductual es la intervención preferida para tartar a clients con el trastorno de estrés post-traumático Inglés (TEPT), a través de todas las edades, género, etnicidad e independientemente de los síntomas que acompañen el trastorno. Inglés: “Backed by decades of research, cognitive behavioral therapy is the intervention of choice for clients with post-traumatic stress disorder (PTSD) regardless of their age, gender, ethnicity, or source of symptoms.” (APA: American Psychological Association; http://www.apa.org/pubs/books/4317339.aspx)-
  5. La Alianza Nacional de Enfermedades Mentales (National Alliance on Mental Illness). Los estudios han demostrado que la TCC realmente cambia la actividad cerebral en las personas con enfermedades mentales que han recibido este tratamiento, lo cual demuestra que el cerebro mejora su funcionamiento al recibir esta forma de terapia. La TCC ha demostrado tan útil como los antidepresivos y hasta superior en prevenir una recaída. La TCC es con frecuencia referida como el “tratamiento de primera mano” para muchos trastornos de ansiedad, incluyendo el trastorno de ansiedad generalizada, el estrés post-tramático, el trastorno de pánico, el trastorno obsesivo compulsivo y fobias específicas.
  6. La Sociedad Nacional de Estudios de Estrés Traumáticos (Practice Guidelines from the International Society for Traumatic Stress Studies) tiene publicada en su página que la Terapia Cognitiva Conductual (TCC) es el tratamiento de primera mano para atender a los niños de edad escolar, niños mayores y adolescentes. Muchos expertos utilizan una mezcla de dinámicas e intervenciones cognitivas, conductuales y fundamentadas en la familia para tratar el TEPT infantil. Inglés: “Cognitive Behavioral Therapy (CBT) for children of school age, older children and adolescent is likely to be the treatment of first choice (Cohen, 1998; Cohen Mannarino, Perel & Staron, 2007). “Many experts use blend of cognitive, behavioral, dynamics and family-based intervention for childhood PTSD.
  7. La "National Collaborating Centre for Mental Health" del Reino Unido[10], aclara que si la psicoterapia se provee adecuadamente al tratar el Estrés Post Traumático esta minimizará naturalmente el Trastorno de la Depresión desarrollado comórbidamente, sin necesidad de recibir otro tipo de terapia.

Esta terapia disminuye la depresión provocada por los traumas causados dentro de las sectas, sin necesidad de antidepresivos, cuando las personas no sufren un agravante causado por alguna condición genética como lo es la esquizofrenia o el trastorno bipolar. La farmacoterapia es una opción para ayudar con la depresión severa que se presenta en varios de los casos en los cuales la persona con Estrés Post Traumático no puede controlar los síntomas depresivos ni sus ataques de pánico, pero los fármacos son calmantes y antidepresivos, y para tratar el Estrés Post Traumático, tan solo dos han sido aprobados por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA): Sertralina (Zoloft) y Paroxetina (Paxil), y ambos fármacos

Solo dos medicamentos han sido aprobado por el FDA para tratar la depresión comórbida del Estrés Post Traumático

En adición cada medicamento posee efectos secundarios, y por tal razón sigue siendo una opción secundaria, en casos en los que la psicoterapia no sea suficiente para la recuperación de la persona.

El Centro Nacional de Información Biotecnológica de la Biblioteca de Medicina de Estados Unidos añade que más allá de tratar efectivamente el Trastorno de Estrés Post Traumático, la Terapia Cognoscitivo Conductual ha demostrado ser tan efectiva que inclusive ha probado poder alcanzar el restablecimiento de la fertilidad en las mujeres que han sufrido Estrés Post Traumático.  El Centro Nacional de Información Tecnológica informa que estudios científicos indican que la fertilidad se ha restaurado en mujeres que han recibido la Terapia Cognoscitivo Conductual, y este es uno de los muchos ejemplos en los que la intervención psicológica ha sido utilizada para tratar malestares de origen biológico.

Y es que el trauma no se quita con esas drogas, su función es calmar los síntomas en la persona; y calmar los síntomas no es curar la enfermedad. Así como lo aseguran todas las instituciones médico científicas reconocidas, la farmacoterapia no es la primera opción, ni es imprescindible su administración, a menos de que la persona se encuentre completamente fuera de control, o en casos en los que una condición comórbida se encuentre, o en donde exista una incapacidad que tendría que ser evaluado por el médico. Hay que identificar la causa para poder tratar lo que lo causa. La farmacoterapia puede ayudar, pero el recuerdo no lo quita droga alguna; por lo que solo es una terapia adicional, que podría ser utilizada en algunos casos. La Terapia Cognoscitiva Conductual es efectiva y puede ofrecerse sin medicamento en casos en que no se presente otro trastorno comórbido como lo es la psicosis, el trastorno bipolar u otro trastorno que tenga también la persona que es tratada. Los fármacos pueden ofrecerse también, si la persona no quiere recibir psicoterapia. Varios estudios indican que la Terapia Cognoscitiva Conductual posee la capacidad de mejorar la depresión, sin necesidad de fármacos, por lo que la farmacoterapia se ofrece más que nada como ayuda complementaria secundaria, nunca como la primera opción, y nunca podrá sustituir a la psicoterapia.

Sobre todo en los casos de abuso sexual sufridos dentro de agrupaciones que utilizan la presión social como instrumento de coerción. En esos casos, la psicoterapia es primordial e imprescindible. Según la ‘Alianza Nacional Sobre Las Enfermedades Mentales’, la Psicoterapia Cognoscitiva Conductual ha probado en cientos de estudios su potencial para evitar la recaída o reaparición de síntomas superados, sin la necesidad de medicina, ya que se centra en desensibilizar a la persona de sus miedos, erradicando inseguridades y fortaleciendo destrezas funcionales en la persona para afrontar sus recuerdos y las creencias irracionales de impotencia e incapacidad para enfrentar nuevas situaciones que les parezcan incontrolables[12].

http://www2.nami.org/Content/NavigationMenu/Inform_Yourself/About_Mental_Illness/About_Treatments_and_Supports/Cognitive_Behavioral_Therapy1.htm


No todas las personas que desarrollan el Trastorno de Estrés Post Traumático desarrolla depresión, porque el Trastorno Depresivo es comórbido, aparece generalmente pero no en todos los casos. Se ha estimado que el 48% de los hombres con Estrés Postraumático tiende a sufrir del Trastorno Depresivo Mayor y en el caso de las mujeres podría tenerlo el 49% (http://www.giftfromwithin.org/docs/mdd.doc)[13].  Por lo general se da posteriormente, porque no surge a la misma vez[14] [15].

Por otro lado, la “National Collaborating Centre for Mental Health” del Reino Unido[16], aclara que una adecuada psicoterapia para tratar el Estrés Post Traumático irá minimizando por sí misma el Trastorno de la Depresión consecuentemente, sin necesidad de ser tratada de otra manera.

Los medicamentos que ofrecen los psiquiatras para tratar a personas diagnosticadas con el Trastorno de Estrés Post-Traumático, se utilizan para tratar el Trastorno de Animo comórbido de la depresión, que suele acompañar el Trastorno de Estrés Post Traumático, porque las medicinas ofrecidas son en realidad antidepresivos, bloqueadores o inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina[17]. La serotonina es llamada la hormona de la felicidad.

Reiteramos y concluimos que la farmacoterapia no es considerada exclusiva para tratar el Estrés Post Traumático, por entidad psicológica alguna o psiquiátrica reconocida, ni por entidad científica ni por la medicina. 

(http://www.ptsd.va.gov/professional/treatment/overview/clinicians-guide-to-medications-for-ptsd.asp).

Hay que identificar primero la causa para poder tratar lo que provoca la enfermedad. La farmacoterapia puede ayudar, pero el recuerdo en la memoria no lo quita una droga; por lo que solo es una terapia adicional, y solo para aliviar síntomas.



[1] Arturo Bados y Eugeni García Grau (2010) La Técnica de la Reestructuración Cognitiva, Facultad de Psicología

Departamento de Personalidad, Avaluación y Tratamientos Psicológicos, Facultad de Psicología, Universidad de Barcelona.

[2] Fabio Celnikier, Rachel Yehuda  Lo Transgeneracional y el Estrés Post Traumático. Recuperado de http://www.epigenetica.org/rachel-yehuda-johnatan-seckl-holocausto-y-11-s/  el 29 de septiembre del 2014

[3] National Alliance of Mental Illness; https://www.nami.org/Learn-More/Mental-Health-Conditions/Depression. Recuperado el 20 de nero 2015

[4] El Departamento de Asuntos del Veteranos de los Estados Unidos “Research shows it is the most effective type of counseling for PTSD.” (http://www.ptsd.va.gov/public/treatment/therapy-med/treatment-ptsd.asp) Recuperado el 1 de sept 2015

[5] Gómez-Beneyto M, Salazar-Fraile J, Martí-Sanjuan V, Gonzalez-Luján L. Posttraumatic stress disorder in primary care with special reference to personality disorder comorbidity. The British Journal of General Practice. 2006;56(526):349-354.

[6] Rettew D., (2003). Childhood Antecedents of Avoidant Personality Disorder: A Retrospective Study J Am Acad Child Adolesc Psychiatry. September ; 42 (9): pags. 1122–1130.

[7] Kessler, Sonnega A, Bromet E, Hughes M, Nelson CB., (1995). Arch Gen Psychiatry. 1995 Dec;52(12):1048-60.

Posttraumatic stress disorder in the National Comorbidity Survey. Institute for Social Research, University of Michigan, Ann Arbor, USA. Arch Gen Psychiatry. 1995; 52(12): pags. 1048-1060.

[8] Lenzenweger MF, Lane MC, Loranger AW, Kessler RC (2007). DSM-IV personality disorders in the National Comorbidity Survey Replication.   Biological Psychiatry, 62(6), 553-564

[9] G. Gómez-Jarabo (2003) Trastorno de la personalidad por evitación Tratado multidisciplinar sobre la actividad cerebral, los procesos mentales superiores y nuestro comportamiento. Proyecto subvencionado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología, Programa de Fomento de la Investigación Técnica del Plan Nacional de Investigación Científica y Desarrollo e Innovación Tecnológica

[10] (2005) Post-Traumatic Stress Disorder: The Management of PTSD in Adults and Children in Primary and Secondary Care.  Revista NICE Clinical Guidelines, No. 26

[11] Berga SL, Daniels TL, Giles DE Fertil Steril (1997) Women with functional hypothalamic amenorrhea, but not other forms of anovulation display amplified cortisol concentrations. Jun; 67(6): pags. 1024-1030.

[12] Warman DM, Beck AT (2003). "About treatment and supports: Cognitive behavioral therapy". National Alliance on Mental Illness (NAMI).

[13] Krupnick, J.L., Green, B.L., Stockton, P., Miranda, J., Krause, E., & Mete, J. (2008). Group interpersonal psychotherapy for low-income women with posttraumatic stress disorder. Psychotherapy Research, 18(5), 497-507

[14] Ducrocq F1, Vaiva G, Cottencin O, Molenda S, Bailly D.. Encephale. 2001 Post-traumatic stress, post-traumatic depression and major depressive episode: literature Mar-Apr;27 (2):159-68.

[15] Kessler RC, Sonnega A, Bromet E, et al. Posttraumatic stress disorder in the National Comorbidity Survey. Archives of General Psychiatry. 1995; 52: 1048–1060.

[16] (2005) Post-Traumatic Stress Disorder: The Management of PTSD in Adults and Children in Primary and Secondary Care.  Revista NICE Clinical Guidelines, No. 26

[17] Amy Scholten (2015) Lidiando con las Secuelas de Violación. Beth Israel Deaconess Medical Center 330 Brookline Avenue, Boston, MA 02215

 

Ediciones sobre nuestra labor en los diarios



Periódico

Diario El Tribuno


Edición del 10 de noviembre de 2008

Diario

Diario La Voz

La Voz del Interior

Edición del 12 de septiembre de 2010

"Una Organización que Ayuda a las Víctimas de las Sectas
Edición Impresa (Copia)
            
  

En los últimos tiempos ha surgido una enorme cantidad de sectas o grupos que manipulan a personas en diferentes puntos del globo. El continente americano no es una excepción de este fenómeno, y por esa razón se forma una red con profesionales y personas de diferentes áreas para ayudar a quienes han pasado (o pasan) por malas experiencias en sectas, cultos o grupos cuyas dinámicas internas e ideologías llevan a la destrucción de las personas.

Con el nombre de Red de Apoyo o RAVICS (Red de apoyo a las víctimas de sectas) surgió esta corporación sin fines de lucro, amparada en las Leyes estatales de Puerto Rico; pero enfocada en ofrecer apoyo, información y orientación a toda persona, principalmente de habla hispana, afectada directa o indirectamente al caer en las redes de alguno de estos grupos.

Myrna García, de la oficina administrativa de RAVICS, explicó: "Toda secta peligrosa se caracteriza por desarrollar un    sistema    de    control     y

coerción psicológica conducente a esclavizar mentalmente a cualquier ser humano que se someta a su adoctrinación".

Al respecto,  RAVICS intenta ofrecer información que pueda ayudar a los sujetos atrapados a conocer e identificar  cuáles  son las características que poseen estos grupos sectarios, cuáles son las características de sus adeptos, víctimas de los mecanismos o técnicas de persuasión, que pueden encadenarles física y mentalmente y cómo identificar si un grupo es o no peligroso o destructivo. La educación es ofrecida por un equipo interdisciplinario de profesionales entre los que destacan antropólogos-etnólogos, profesionales de la salud mental y abogados.

Dentro del área administrativa y técnica, un grupo de voluntarios, sobrevivientes de una secta destructiva, ofrecen su trabajo voluntario en Red de Apoyo.

Desde RAVICS subrayaron que tan solo revelando los secretos más ocultos e inquebrantables de los grupos sectarios, fabricados por líderes carismáticos inescrupulosos, expertos en el manejo de las técnicas

de persuasión, a través de su hábil adoctrinación, podremos lograr liberar a muchos inocentes de los devastadores daños resultantes.

La Red de Apoyo  tiene sus puertas abiertas para esos valientes que quieran dar el primer paso hacia la libertad de conciencia y espíritu. > Asiste todos los días a un sin número de víctimas, desde las víctimas de abuso sexual hasta los casos de personas afectadas por tener algún miembro familiar envuelto en prácticas sectarias.

Varias víctimas que RAVICS ha orientado han conseguido liberarse de las cadenas psicológicas que las mantenían atadas al grupo sectario.

Para ver el trabajo de RAVICS o contactarse, los interesados de cualquier parte del mundo pueden visitar: www.victimasectas.com. Toda persona que quiera asistencia puede escribir a:
contactanos@victimasectas.com

La oficina encargada de realizar las investigaciones evalúa los casos y, dependiendo de la asistencia específica solicitada, dirige el mensaje al miembro o a los miembros de la Junta Directiva que mejor puedan asistirle.

Red de Apoyo Para Víctimas de Sectas
Red de Apoyo, Inc. (RAVICS) SECTAS


Fundación:

En diciembre de 2007, Myrna García, tras varios logros trabajando primero como técnico y asistente legal, luego como trabajadora social y consejera psicológica en "New York Foundling", organizó a un grupo de profesionales de la salud pública y abogados puertorriqueños, para presentar un proyecto de Ley, ante la Comisión de la Mujer de la Cámara de Representantes de Puerto Rico. El proyecto proponía la creación de una organización que se encargase de educar y orientar a empleados del gobierno de Puerto Rico y a estudiantes en las escuelas sobre el peligro que representan las sectas, para prevenir el surgimiento de más víctimas. Estábamos preocupados por la falta de protección que aún experimenta la población puertorriqueña, ante la proliferación de sectas por doquier. Aunque el proyecto no fue aprobado, no desistimos en nuestro interés de orientar y ayudar a las víctimas de maltrato con orientación psicológica, emocional y legal. Por tal razón, ella decide registrar a la organización, con el nombre de Red de Apoyo Inc., como una corporación sin fines de lucro, amparada bajo las Leyes del Estado Libre Asociado de Puerto Rico. Desde entonces, la Red de Apoyo ha estado funcionando y hasta el día de hoy seguimos ofreciendo protección, orientación, y consejería psicológica y legal para las víctimas de sectas destructivas. Nuestra finalidad principal es ayudar a que las víctimas reconstruyan nuevamente sus vidas, recuperar la unión familiar, los valores perdidos, la esperanza, dignidad perdida, valía, éxito laboral, personal y estima; en fin, todo lo que le dé mayor sentido a sus vidas. Si descubrimos algún delito, procederemos responsablemente, según lo solicite la víctima, con las denuncias legales debidas. Deseamos ayudar psicológicamente a las víctimas y conseguir para ellas, como consecuencia, alcanzar mayor justicia.

Surgimiento

No fue sino hasta 2007, cuando surgen nuevos casos de víctimas de maltrato y abuso sexual dentro de este grupo religioso, que finalmente se organizó convirtiéndose, en lo que hoy es la Red de Apoyo.

Las amenazas, persecuciones y conflictos que surgen de aquél grupo hacia la Jerarquía Eclesiástica aumentaron afectando los planes de investigación y asistencia que proponía la Iglesia. No fue sino hasta 2007, cuando surgen nuevos casos de víctimas de maltrato y abuso sexual dentro de este grupo religioso, que finalmente se organizó convirtiéndose, en lo que hoy es la Red de Apoyo.
 


!Nuestra labor en favor de los más afectados
es reconocida!

Red de Apoyo, Inc.
 contact@victimasectas.com

Asociación Red de Apoyo, Inc.

Portal Victimas de Maltrato  

**'Portal Víctimas de Maltrato' es una nueva organización exclusiva para víctimas de maltrato, abuso y hostigamiento sexual, que lleva a cabo la labor de ayudar a toda víctima, realizando trabajos en coordinación con RAVICS. **

El Portal Víctimas de Maltrato es el lugar de reunión de todas las víctimas.



!Esperamos poder ayudarle con nuestra orientación y apoyo!